El incombustible piloto Javi Valera y el ADN Motos – Itevelesa han protagonizado una temporada de ensueño en este 2020, ganando en todos los campeonatos en los que han competido con su BMW S1000RR. El binomio equipo-piloto ha demostrado un año más, que son una de las estructuras más fuertes de nuestro país haciéndose con la victoria en el Open 1000 y Master 1000 del CIV, el Castellano-Manchego de Open 1000 y dentro de la BMW Cup, la categoría de Superbike y la general absoluta.

 

En una temporada 2020 que comenzó más tarde de lo habitual y con las limitaciones obligadas por la pandemia que estamos viviendo, el equipo ADN Motos – Itevelesa y su piloto Javi Valera, han firmado un gran año. Con equipo y pilotos centrados en disputar el Campeonato Interautonómico de Velocidad (CIV), la coincidencia de calendarios con el Campeonato Manchego de Velocidad y la Copa BMW S1000RR (copa de la que equipo y piloto eran los campeones en título), ha permitido que fueran 3 los campeonatos en los que participaban.

El CIV comenzaba el fin de semana del 7 y 8 de marzo en el Circuito de Jerez-Ángel Nieto, y donde se daban cita muchos pilotos que compiten en el ESBK Campeonato de España de Superbike, lo que subía el nivel de la parrilla. Aún así, Javi Valera lograba realizar una espectacular carrera y subía al podio en tercera posición tras Jeremy Guarnoni y Ángel Rodríguez. Para la siguiente cita del campeonato, hubo que esperar más de 4 meses, y se disputó en el Circuito de Cartagena. Allí, tras salirse de pista en las primeras vueltas, Valera no pudo completar su remontada, siendo la única carrera de la temporada en la que no subió al podio.

En la siguiente cita, disputada los días 12 y 13 de septiembre en el Circuito de Navarra, Valera volvía al podio con un tercer puesto en el CIV, y que le situaba en la segunda posición de la general. La siguiente carrera se corría en Valencia, y el equipo se enfrentaba al primer fin de semana compitiendo en dos campeonatos, puesto que comenzaba allí la BMW Cup 2020. Además, contaba con la particularidad de que Javi debía disputar cada campeonato con un fabricante de neumáticos distinto (Pirelli en el CIV y Dunlop en la copa), lo que suponía un desafío extra para ambos. El resultado no pudo ser mejor al ganar las carreras de ambos campeonatos.

Sin tiempo para descansar, el siguiente fin de semana se celebraba la prueba del CIV en Navarra, y en donde Javi finalizaba en tercera posición. La temporada ponía el broche final nuevamente en el Circuito de Jerez-Ángel Nieto, donde Valera se mostraba intratable y ganaba las carreras del CIV, BMW Cup y se alzaba con el entorchado de 5 campeonatos: El Open 1000 y Master 1000 del CIV, el Castellano-Manchego de Open 1000 y dentro de la BMW Cup, la categoría de Superbike y la general absoluta.

Una temporada impecable que no hubiera sido posible sin el tremendo trabajo del equipo humano que forma parte del equipo ADN Motos – Itevelesa, y que mantiene a la estructura madrileña como uno de los referentes de los campeonatos en los que toman parte. Algo, que tampoco sería posible sin la ayuda de las marcas que han confiado en el proyecto: Grupo Itevelesa, Clorofila Digital, Merbauto, Zima Solutions, Akrapovic, Öhlins, Andreani MHS, Bob Exhausts Racing, HEL Performance, Motolid, BMW Motorrad España, Laco Moto, LS2 Helmets, Pirelli SRC, Alpha Racing, Danrow, Garibaldi y Boadilla joven. A todos ellos, GRACIAS por esta temporada.

 

Javi Valera #44

«Esperábamos seguir con los resultados del año pasado, ya que veníamos de un año previo en el que habíamos trabajado y ganado juntos, y en el que me había adaptado a pilotar una Superbike después de muchos años disputando la Z-Cup. Nos costó en el inicio de la temporada, ya que la evolución de la BMW no me permitía pilotar igual de cómodo que el año pasado, a lo que sumábamos el cambio de neumáticos de Dunlop a Pirelli. Aún así, comenzamos muy bien la temporada, subiendo al podio tras dos pilotos mundialistas. La caída de Cartagena nos hizo tener dudas, ya que era un campeonato corto debido al coronavirus.

Tras el podio de Navarra, volvimos a montar algunas piezas del año pasado, con las que me sentía más cómodo y que enseguida me permitieron rodar deprisa, y llegó la victoria de Cheste que nos devolvió a la lucha por el campeonato. Allí también decidimos correr la BMW Cup, con el ‘handicap’ de tener que montar neumáticos de diferente marca en cada campeonato. Tras Navarra teníamos todo de cara para lograr el título, y en Jerez pudimos rematar y ganar los títulos.

Quiero agradecer el trabajo de todo el equipo porque se han esforzado mucho en darme siempre la mejor moto y en realizar todos los cambios necesarios para poder correr en dos campeonatos a la vez, y han demostrado una gran profesionalidad, y especialmente a Óscar, Javi, Charlie y Apolo que me han dado siempre lo que necesito para ir deprisa».

 

Óscar Simón – Team Manager

«La temporada empezó bastante bien a nivel de equipo, ya que volvíamos a contar con Javi Valera para correr el CIV y pudimos renovar prácticamente con todos los patrocinadores que confiaban en nosotros y añadir alguno nuevo para este proyecto. Contábamos con la misma moto del año pasado, una BMW S1000RR 2018 pero con preparación Open, lo que nos permitió mejorar las suspensiones, frenos y electrónica de motor.

Al principio nos costó hacer funcionar todas las novedades, pero tras la primera carrera pudimos solucionarlo. Javi ha logrado mejorar sus tiempos en todos los circuitos y rodar regularmente delante -salvo la caída de Cartagena- y a pesar de que ha sido una temporada extraña, con modificaciones de calendario, en lo deportivo no ha podido ir mejor, ya que hemos estado regularmente en el podio y hemos ganado dos carreras.

Al coincidir dos de las carreras del CIV con la BMW Cup, decidimos correrla también para ver si podíamos optar a ser campeones por tercer año consecutivo. No nos fue nada mal, ya que ganamos las dos con pole y vuelta rápida en carrera, ganando la categoría de Superbike y la absoluta.

 

Ya estamos trabajando en el próximo año, donde seguiremos en el CIV y queremos tener motos también en SuperSport300. También quiero agradecer el esfuerzo de todos los patrocinadores, porque sin su apoyo, no sería posible este proyecto».